Atrás

La población rumana en Andalucía mantiene su importancia

10 oct 2018

La población rumana en Andalucía mantiene su importancia

El número de personas procedentes de Rumanía vuelve a los niveles de antes de la crisis

Image
La población rumana en España en general, y en Andalucía en particular, es una de las más estigmatizadas de entre los residentes extranjeros, y ello a pesar de que se encuentra entre las primeras en importancia por su número. Es la primera en permisos de residencia y la segunda según el Padrón. Además, la Red Anti-Rumores ha detectado que en las redes sociales ya se emplea indistintamente el término “gitano” para referirse a los rumanos y rumanas, como si fueran sinónimos. Así, la población rumana tiene que enfrentarse a los dobles prejuicios. 

 

¿Cuál es la realidad de la población rumana en Andalucía? Los datos difieren según se empleen las estadísticas del Padrón de Habitantes (que mide la situación sociodemográfica) o de los permisos de residencia (la situación adminsitrativa), algo que también se da, en mayor o menor medida, en el resto de poblaciones extranjeras en la región. Así, según los datos del Ministerio de Empleo y Seguridad Social (en la actualidad, de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social), a 30 de junio de 2017 había en Andalucía 156.582 personas de origen rumano con certificado de registro o tarjeta de residencia en vigor. Según el censo, esa cifra ascendía a 82.520 personas de origen rumano empadronadas en Andalucía. 

 

Al final de este artículo se puede descargar el informe completo de la OPAM, donde aparecen desglosados tanto los datos del Padrón de Habitantes como del Ministerio de Empleo y Seguridad Social. 

 

Distribución desigual

 

Una de las características de la población rumana en Andalucía es su distribución desigual por provincias. Según los datos del Padrón, tienden a concentrarse en las provincias agrícolas (Huelva, Córdoba y Almería), mientras que otras comunidades extranjeras lo hacen en torno a los núcleos industriales y comerciales. Sólo Almería concentra casi uno de cada tres personas migradas procedentes de Rumanía. Le sigue Huelva, donde se concentra el 16,85 por ciento de todos los rumanos y rumanas de Andalucía. 

 

Otra característica propia de la población rumana es el elevado porcentaje de menores con que cuenta. Según los datos del informe de la OPAM obtenidos del Padrón, el 22,22 por ciento de la población rumana instalada en Andalucía se encuentra entre las franjas de edad que van de los 0 a los 19 años, cuando en el conjunto de la población extranjera ese baremo supera por poco el 18 por ciento. 

 

Con todos estos datos, conviene destacar que la población rumana lleva cinco años experimentando descensos en Andalucía, lo que en buena medida se explicaría por el retorno de las personas migradas a sus países de origen, un fenómenos que se da también en otras nacionalidades. Sin embargo, ese dato sólo es válido en el caso del Padrón de Habitantes. Atendiendo a los permisos de residencia, la población rumana en Andalucía ha seguido creciendo en los últimos años y hoy en día es la primera en importancia.

 

Photo by Val Vesa on Unsplash